Monóxido de carbono: el gran temor en el invierno

Monóxido de carbono: el gran temor en el invierno

El CO es un gas tóxico, incoloro e inodoro que emiten calentadores, estufas a gas y cocinas. Puede generar muerte por intoxicación, por eso es fundamental tomar recaudos de cara a la llegada del invierno.


Le dicen el "asesino silencioso" y lamentablemente es un apodo atinado, porque acecha cada hogar todos los inviernos. Es el monóxido de carbono (CO), un gas tóxico, invisible, no irritativo, incoloro e inodoro (sin color ni olor) que proviene de la combustión de combustibles sólidos (carbón, leña), líquidos (kerosén) y gas. Lo emiten calentadores, estufas a gas y cocinas.

 

El CO se produce por la combustión incompleta del carbono que, al ser inhalado en niveles elevados, puede causar lesiones irreversibles al sistema nervioso central, e incluso la muerte por envenenamiento, riesgo que sólo la prevención puede evitar. Y se genera cuando se queman combustibles como la leña, el carbón, las naftas, kerosene, gas y todo producto derivado del petróleo, por lo general en lugares con escasa ventilación (viviendas) y también con el encendido de los motores de vehículos en lugares cerrados.

 

En la mayoría de los domicilios santafesinos hay calefactores y calefones a gas; braseros y salamandras (que se siguen utilizando), hornos y cocinas, hogares a leña, etc. Todos estos artefactos, que la gente usa para calefacción doméstica, emiten la toxicidad del CO, que puede ser fatal: mata por intoxicación y envenenamiento, pues ocupa el lugar del oxígeno en la sangre. Además, el monóxido de carbono no da lugar a reacción. La mayoría de las muertes ocurren cuando la persona está durmiendo y no se da cuenta de que se está intoxicando.

 

Según estadísticas oficiales, en el país el monóxido de carbono causa un promedio de 200 muertes por año. Hay un promedio de un accidente vinculado al CO cada cuatro horas. Los accidentes por monóxido de carbono son producidos en un 87 % por los calefones a gas, un 8 % por calefactores y un 5 % debido a las cocinas.

 

Lo que hay que saber

 

-Al comenzar cada invierno, hacer inspeccionar por un técnico especializado todos los aparatos domésticos que utilizan combustible.

 

-Escoger aparatos domésticos que eliminan los gases de la combustión hacia el exterior de la casa. Los aparatos deben instalarse correctamente y mantenerse según instrucciones del fabricante.

 

-Si se usa un calentador a kerosén o a gas que no tiene sistema de ventilación, seguir cuidadosamente las instrucciones que trae el aparato. Usar el combustible apropiado y dejar abiertas las puertas que dan al resto de la casa. Mantener una ventana abierta para que ingrese aire y el consumo de combustible sea adecuado. De ser necesario, llamar al servicio de emergencias.

 

- No encender el motor del auto dentro del garaje, aunque tenga la puerta abierta. El humo puede concentrarse rápidamente.

 

-No usar el horno de gas para calentar la casa, aún por poco tiempo.

 

- No usar carbón dentro de la casa, aún en la chimenea.

 

- No irse a dormir dejando un calentador a gas o a kerosén encendido si el aparato no tiene ventilación hacia el exterior de la casa.

 

-No usar aparatos con motores a gasolina dentro de un cuarto cerrado.

 

-No ignorar los síntomas de envenenamiento con monóxido de carbono, especialmente si más de una persona siente lo mismo. Ignorar estos síntomas puede llevar a la pérdida del conocimiento.

 

RELACIONADAS

El Alassia tiene un nuevo resonador magnético 

El gobierno de la provincia, a través del Ministerio de Salud, adquirió un resonador de última generación para el hospital de Niños “Orlando Alassia” de la ciudad de Santa Fe, con el objetivo de mejorar ...

Dolor cubital de muñeca

El dolor cubital de muñeca es el dolor que se siente del lado de la muñeca opuesto al pulgar. El dolor puede variar según la causa. Puede empeorar cuando tomás algo con la mano o giras la muñeca. El dolor cubital de...

Acidez estomacal: un malestar que se trata

  La acidez estomacal o ardor de estómago ocurre cuando el ácido de tu estómago fluye hacia atrás a tu esófago, o tubo de los alimentos. Esto causa una sensación de quemazón muy incómoda e...

Suscribite a

Suscribite

y recibí todas las novedades