Trucos para calentar el hogar de forma natural

Trucos para calentar el hogar de forma natural

Para hacerle frente a las bajas temperaturas no solamente se pueden usar artefactos eléctricos o a gas. Hay maneras naturales, que en esta nota te vamos a contar.


No sentir frío sin recurrir a los distintos medios de calefacción es posible. Entre las ideas a implementar, podés tomar:

 

Ventilar sin exagerar. Solo se necesitan cinco minutos para ventilar la vivienda por completo, diez si las ventanas son pequeñas. Esto es así porque hay que mantener dentro de casa el calor que se ha generado.

 

Divide y vencerás. Zonificar el calor es fundamental para evitar que el frío se disperse por la vivienda. El hábito de cerrar puertas de espacios en los que no estamos genera pequeños aportes de calor en los que sí estamos, proporcionando más confort en casa.

 

No le dé la espalda al sol. Lo ideal es que en el momento en que el sol incida sobre la vivienda se tengan todos los huecos cerrados, pero sin ningún tipo de obstáculo que impida que entre la luz al interior, tales como persianas o cortinas. No hay que abrir las ventanas porque se irá el calor que, poco a poco, la vivienda fue acumulando.

 

La cinta adhesiva, una aliada. Un remedio económico que se puede encontrar en cualquier ferretería es la cinta adhesiva aislante, usada para tapar aquellas fisuras existentes en puertas y ventanas, con el fin de evitar la circulación de aire de una habitación más cálida a otra más fría. Elude la sensación típica de que entra corriente pero no sabés por dónde.

 

Elegir bien un árbol. Dentro de las posibilidades, tratar que ningún tipo de vegetación arbórea impida que los rayos del sol entren por la ventana. 

 

Los colores. Los colores y la temperatura están relacionados: cuanto más oscuro es un objeto, más calor absorbe. Esto es debido a que los colores blancos o claros absorben el sol, pero devuelven el espectro de luz, de manera que filtran poca energía. Tener un silloncito oscuro para las hostiles tardes de invierno no es mala idea.

 

¿Una bici fija en casa? Hacer deporte viene muy bien para la circulación. En invierno, el frío es más agudo para las personas con mal riego sanguíneo, por lo que la práctica deportiva ayuda a mejorarlo. El ejercicio produce calor debido a que el cuerpo consume energía metabólica y esta lo transforma en un incremento de la temperatura corporal, registrada por el hipotálamo para comenzar la sudoración. Cuando se hace deporte, se dilatan las arterias de los músculos para aumentar el aporte de sangre. Sin embargo, esta actividad debe ser, como mínimo, de intensidad intermedia. La bicicleta fija es, sin dudas, una excelente alternativa.

 

Indispensable: la manta ¿Hay algo más clásico en invierno que los días de peli y manta? Con el frío suave, tener una manta mientras se lee o se ve la televisión ayuda al confort térmico.

 

RELACIONADAS

La contaminación del aire afecta a la salud

  Dado que la contaminación del aire es un determinante de gran impacto en la salud cardiovascular, desde la Federación Argentina de Cardiología (FAC) ponen el acento en la importancia de aprender a prevenir enfermedades. ...

¡Llegó la primavera!

El término prima proviene de “primer” y vera de “verdor”. Astronómicamente, la estación comienza con el equinoccio de primavera (que se da entre el 20 y el 21 de marzo en el hemisferio norte y entre el 22 ...

¿Qué hacer para ahorrar energía?

  Se conoció hace unos días, a raíz de la asunción del nuevo Ministro de Economía, que superando los 400KW se empezará a pagar la tarifa plena, sólo por la parte incremental; si se consumió...

Suscribite a

Suscribite

y recibí todas las novedades